Escuelas agrarias en Kolara y Fokamezo

En Camerún, la mitad de la población vive de la agricultura; el sector aún tiene un gran potencial desaprovechado, por lo que podría convertirse en una fuente confiable de empleo para los jóvenes que, al carecer de alternativas, se ven obligados a migrar, exponiéndose a graves riesgos de marginación. Al mismo tiempo, los jóvenes carecen de cualquier tipo de formación en agricultura, por lo que no son capaces de aprovechar las posibilidades que la tierra les ofrece.

La región de Kolara, en el extremo norte del país, entre la República del Chad y Nigeria es, junto con la región de Fokamezo, en el oeste, una de la zona más difíciles del país, en las que se suceden los problemas ocasionados por la sequía  y los disturbios. Son lugares que, además, sufren continuas incursiones de Boko Haram. Todo ello agravado últimamente por las repercusiones que el Covid-19 causa en la economía y la salud.

Recibendo a S.A.R. el rey de Fokamezo (con mascarilla azul)

El Gobierno está ausente en estas zonas. Los reyes locales de las diferentes tribus gobiernan los poblados. No hay escuelas suficientes para los niños, la población, analfabeta en su mayoría, se encuentra al límite, sin capacidad de reacción.

La única oportunidad de supervivencia se encuentra en la agricultura. Se trata, en general, de una agricultura arcaica, condicionada por la falta de agua y de maquinaria. Utilizan diferentes técnicas muy rudimentarias que suponen un gran esfuerzo de hombres y animales. Dependiendo de las diferencias ambientales, estas técnicas no llegan a garantizar a la población de esas zonas una supervivencia digna, en la mayoría de las ocasiones.

Red de escuelas agrarias

La ONG camerunesa CNEFAC, (Coordination Nationale des Ecoles Familiales Agricoles du Cameroun), especializada en la formación de jóvenes y familias, intenta solucionar los problemas familiares vinculados con la pobreza a través de su red de escuelas agrarias familiares.

El camerunés, M. Verene, director de CNEFAC está poniendo en marcha dos escuelas familiares agrarias en estas zonas tan conflictivas. En ellas proporcionan capacitación y técnicas agrícolas a 120 familias para que puedan desarrollar actividades generadoras de ingresos.

 

Coste del Proyecto Aportación de Harambee
12.240 € 6.220 €

Subscribe To Our Newsletter

Join our mailing list to receive the latest news and updates from our team.

You have Successfully Subscribed!

Share This